articulo

El Minimum Viable Product

Cuando se habla de un MVP (Producto Mínimo Viable -por sus siglas en ingles- ), aún que no se trata de un producto final, sino de uno que cumple con las características básicas, es funcional y establece todos los requisitos mínimos.

Un MVP debe de cumplir con las siguientes tres características:

  1. Posee valor para ser utilizado de forma inmediata por las personas.
  2. Logra atraer usuarios, aún en su fase inicial.
  3. Permite al productor analizar los feedbacks que ayuden en la realización del producto final.

Un MVP debe de tener las siguientes cualidades:

  • Contiene las funciones básicas de la idea del producto
  • Espacio para la iteración.
  • Bajo costo.
  • Diseño.
  • Valioso.

Suelen clasificarse en dos grandes categorías:

  • Alta fidelidad: brindan resultados más profundos y ayudan a determinar si los clientes están dispuestos a pagar por el producto o servicio.
  • Baja fidelidad: Combinan conceptos bastante simples, pero de un gran valor, por lo que son fáciles de desarrollar y dan resultados básicos que ayudan a comprender las necesidades de los usuarios.

Fake Door

El MVP fake door, o puerta falsa, también conocido como “de creación de audiencia”, es de baja fidelidad y es una herramienta poderosa para medir el interés en un producto, o una característica específica de este, sin realizar una implementación real. Como su nombre indica, se trata de “fingir” que se tiene un producto finalizado para probar la reacción de los usuarios y ver si muestran interés o no en el producto.

Por ejemplo, se puede crear una página de destino que brinda acceso a una nueva característica, funcionalidad, suscripción premium o algo similar. Se coloca la información necesaria y un botón de llamada a la acción para ver cuántas personas hacen clic en él, pero el botón como tal no lleva a ninguna página, sino a un mensaje de que está “en construcción”. Incluso, puedes recopilar el email de los usuarios para hacerles saber cuándo estará disponible.

Diseños de productos

Son especialmente útiles para aplicaciones móviles, software y otras herramientas tecnológicas, sin embargo, hay varias formas diferentes de usar un MVP de diseño de producto. La manera más sencilla de hacerlo es con un boceto, que se puede hacer a mano o con una herramienta adecuada.

Campaña de correo electrónico 

Este MVP también es de baja fidelidad y consiste en redactar un email con un texto claro, un título atractivo y una imagen llamativa. Se utiliza para reafirmar la propuesta de valor entre una base de clientes existentes o para determinar si los usuarios están interesados en una nueva función o infoproducto.

Al usar un software especializado, se pueden obtener estadísticas detalladas sobre cuántos destinatarios abrieron el correo electrónico, cuántos lo leyeron, hicieron clic en los botones o enlaces que contiene. Se suele recomendar que para utilizar este MVP es necesario tener una cantidad razonable de suscriptores.

Pre-orden 

El MVP pre-orden es de alta fidelidad y es una solución que describe el producto futuro y compromete a los consumidores a pagar por él antes de su lanzamiento real. Se pueden obtener usuarios pioneros y fondos para un mayor desarrollo del producto o servicio. Usarlo tiene sentido si se cuenta con una oferta lo suficientemente interesante, única o emocionante. Se debe garantizar la calidad y usabilidad del producto final para satisfacer las expectativas de los clientes que han invertido su dinero en el proyecto.

Videos explicativos

Un video es la mejor forma de describir un producto complejo, ya que permite mostrar cómo funciona, cuál es su valor diferencial y de qué manera satisfacerá las necesidades de los clientes. De esta forma, al emplear este MVP, además de presentar a los usuarios un producto o servicio, también se puede llevar a cabo un seguimiento de su participación y analizar la demanda.

Mago de Oz 

Este modelo de MVP implica actuar como si el producto o servicio ya existiera cuando, de hecho, todavía está en desarrollo. Por esto, parece un producto completamente funcional, con todas las características que requiere, pero la mayoría de sus funciones se procesan y ejecutan manualmente. Es ideal para muchos tipos de nuevos negocios basados en servicios que requieren el desarrollo de algoritmos complejos y automatización de procesos, así como conseguir clientes lo más rápido posible.

Marketing

Con este tipo de MVP puedes investigar al público objetivo utilizando todos los métodos promocionales gratuitos y de pago disponibles actualmente. Se Tiene la posibilidad de probar una idea de producto o servicio en una amplia audiencia utilizando las redes sociales. Se lleva a cabo realizando publicaciones para atraer el interés por una idea o concepto y verificar si los clientes están dispuestos a comprarlo.

Este tipo de MVP ayuda a descubrir qué aspectos son más atractivos para los usuarios, es flexible en términos demográficos y otros parámetros del público objetivo. También es ideal para obtener estadísticas de marketing integrales.

Piecemeal

La idea es usar herramientas y soluciones existentes para promocionar las características de un producto o servicio. Un ejemplo, es que se puede ofrecer productos de otras tiendas en línea o físicas en tu propio catálogo y utilizar servicios de terceros para la entrega de pedidos.

Con este método, los tiempos de comercialización son mucho más rápidos y con menos gastos en comparación con el desarrollo de un producto desde cero. Además, te permite beneficiarte del uso de todas las ventajas de los productos existentes que ya están resolviendo los problemas de tus clientes.

El MVP piecemeal es ideal si ingresas en un mercado dominado por competidores grandes y veteranos o si tus recursos son limitados, pero tienes una gran idea de producto y buscas desarrollarlo sin contar con un plan de logística.

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *